Gobierno cuadruplicó los presupuestos destinados a programas y dispositivos del Plan Protege Calle

Más de mil millones de pesos incorpora este año el Plan Protege Calle del Ministerio del de Desarrollo Social en Atacama,que consiste en disponer de un sistema integrado de servicios para las personas en situación calle con el fin de protegerlas de los riesgos de salud y mortalidad en la época invernal a través de una serie de prestaciones para la satisfacción de sus necesidades de alimentación, higiene, abrigo y salud.

Es así como a partir del año 2022 este plan duplicó sus prestaciones abarcando las comunas de Copiapó, Caldera y Vallenar. Este año el presupuesto del sistema integral se divide entre los dispositivos por más de $850 millones, y programas que superan los $270 millones, mientras que los primeros consisten en albergues, casa de acogidas, rutas sociales y rutas médicas, los segundos buscan entregar un acompañamiento psicosocial y sociolaboral centrado en estas personas para que logren superar la situación en la que viven.

 

Asimismo, se está dando un enfoque de seguridad ciudadana tal como lo explica la seremi de Desarrollo Social y Familia Yosselin Moyano, “dentro del plan de invierno, que tiene dos objetivos específicamente, dar dignidad y apoyo a las personas que por distintas razones se encuentran en situación de calle incluido mujeres, niños, niñas y personas mayores y por otro lado también colaboramos como Ministerio a la labor de recuperación de espacios públicos y percepción de seguridad de las familias copiapinas, por medio del dialogo y el trato digno a las personas en situación de calle en la región”.

 

Este año daremos inicio ademása rutas sociales en Caldera, en Vallenar y Copiapó, un Albergue Protege en Vallenar y Copiapó; además de dos albergues más residencia familiar, centro de acogida, ruta médica, ruta protege y ruta Carabineros en la capital regional.

 

En tanto que el acompañamiento ha logrado que algunos usuarios tengan un subsidio de arriendo, atención en salud mental, obtengan un trabajo dependiente,accedan a dispositivos complementarios de intervención, hagan uso de centros de acogida y estén inscritos en algún Cesfamen las comunas de Copiapó, Caldera y Vallenar.

 

Pablo Paganini Tapia de la Fundación Atacama Sueños señaló que, “logramos adjudicarnos la ruta protege que es la ruta social que hicimos el año pasado por cuatro meses, pero este año en particular se amplió a 365 días. Expusimos la necesidad el año pasado y fuimos escuchados y este año por fin tenemos una ruta de social de un año completo, porque las personas en situación de calle no estaban en esa situación una temporada, sino que esto es permanente.

 

Rescate de espacios público

 

Una de las intervenciones que está desarrollando este programa se desarrolló esta semana en espacios públicos con el traslado de personas en situación calle al albergue protege de Copiapó, con la finalidad de ofrecer una alternativa humanitaria a las personas que pernoctan en sectores concurridos además del enfoque de la seguridad ciudadana.

 

En relación a esta acción conjunta con la fundación Atacama Sueños, la Seremi de Desarrollo Social y Familia agregó que “desarrollamos una tarea estratégica en aquellos puntos donde las personas nos han dicho,son espacios públicos concurridos por las familias copiapinas, desde esa perspectiva en la plaza de Copiapó, en el Hospital Regional, también en la Alameda de tal manera que de forma voluntaria trasladamos a 15 personas que se encontraban pernoctando en dichos lugares, es así que por medio de un trabajo social, hemos logrado también recuperación de espacios públicos importantes para la comunidad”.