Fiscalía ordenó diligencias científicas que confirmaron identidad de osamentas

Resultados de peritajes solicitados por la Fiscalía de Atacama al Servicio Médico Legal de Santiago, arrojaron resultados respecto de la identificación. Correspondiendo a una adolescente de quien se desconocía su paradero.

  

 

Luego de distintos peritajes científicos y diligencias investigativas que ordenó la Fiscalía de Atacama frente a una causa vigente por presunta desgracia de una menor de edad en Copiapó, el Ministerio Público recibió la confirmación que osamentas encontradas corresponden a la adolescente de iniciales T.A.P.

 

 

Dicha causa se mantuvo abierta y con un sinnúmero de diligencias indagatorias realizadas por ambas policías, a pesar de existir versiones que indicaban bajo declaración ante la Fiscalía que la menor de edad se encontraba con vida y que había mantenido contacto con otras personas.

 

 

A pesar de ello, el trabajo de investigación continuó su desarrollo mediante distintas solicitudes de antecedentes y pericias, información que fue compartida en todo momento a familiares. A partir de esta compleja labor fue posible cotejar con los restos óseos hallados, una muestra de ADN mediante la labor desarrollada por el Servicio Médico Legal en Santiago en cumplimiento de las instrucciones del Ministerio Público, pudiendo así determinar que las osamentas correspondían a la adolescente objeto de las búsquedas.

 

 

 

 

INVESTIGACIÓN

 

Frente a esta confirmación, la que fue comunicada oportunamente a su familia, y con la finalidad de establecer la causa de muerte y si en ella hubo o no terceros involucrados, la Fiscalía de Atacama decretó la reserva de los antecedentes y ordenó de manera inmediata otras tareas investigativas específicas a personal de la Brigada de Homicidios de la PDI, tanto a funcionarios de la región como de Santiago, con la finalidad de reunir información respecto del deceso y determinar así si éste corresponde o no a un hecho punible.