Rodrigo Cid Mora Presta Juramento Como Fiscal Judicial Titular De La Corte De Apelaciones De Copiapó

La presidenta de la Corte de Apelaciones de Copiapó, Aída Osses Herrera, tomó juramento a Rodrigo Cid Mora como fiscal judicial titular del tribunal de alzada, en una ceremonia que contó con la participación del ministro Carlos Meneses Coloma, jueces, juezas, funcionarios de la corte y familiares.

En la oportunidad, la ministra Osses expresó al fiscal judicial sus mejores deseos y agradeció su aporte permanente con el tribunal de alzada. “Rodrigo ha ejercido por largos años como ministro suplente o interino, apoyándonos con su trabajo en momentos muy complejos, y es para nosotros muy satisfactorio que alcance la titularidad como fiscal judicial”, dijo.

 

En la ceremonia participó una delegación del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal, donde el fiscal judicial Cid Mora ejerció por más de 18 años como juez.

 

“Tengo mucha felicidad y orgullo. Este año cumplo 28 años trabajando el Poder Judicial y es muy importante para mí este ascenso en mi carrera y creo que, de alguna manera, es la forma de poder ir dando buen término a una carrera judicial, llegando a lo más alto que uno puede aspirar”, dijo.

 

Añadió que “ha sido un camino largo, sobre todo aquí en la región de Atacama. Fui funcionario, fui juez de Garantía y del Tribunal Oral de esta ciudad y obviamente mi agradecimiento va para todos los funcionarios, para los colegas magistrados con quienes me tocó compartir, sentir su apoyo y cordialidad”.

 

Asimismo, recordó que le correspondió desarrollar suplencias e interinatos como ministro y fiscal judicial, por cuatro años y medio. “Entonces, evidentemente mis agradecimientos (van también) para todos los funcionarios, las señoras y señores ministros, y evidentemente para mi familia, que me ha acompañado siempre y ha estado a mi lado, ha sido mi apoyo y mi sostén en este largo camino judicial”, precisó.

 

El fiscal judicial Rodrigo Cid inició su carrera judicial como oficial tercero del Segundo Juzgado Civil de Santiago, en 1996. Luego, fue nombrado oficial segundo del 17º Juzgado Civil de esa ciudad, para en el año 2001, ser nombrado secretario del Tercer Juzgado de Letras de Ovalle.

 

En 2003 fue designado juez del Juzgado de Letras y Garantía de Los Vilos, para ese mismo año ser nombrado juez del Segundo Juzgado de Letras de Ovalle.

 

Un año más tarde llegó a Copiapó, donde sirvió como juez del Juzgado de Garantía, cargo que mantuvo hasta el febrero de 2006, cuando fue designado juez del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal.

 

Cabe señalar que el fiscal judicial de las cortes de apelaciones es un juez que alcanza rango de ministro y es el encargado de realizar investigaciones disciplinarias internas, integra la sala del tribunal de alzada cuando no está la totalidad de los ministros y efectúa labores fiscalizadoras de los recintos penitenciarios, entre muchas otras tareas.